martes, mayo 16, 2017

Inconcluso

Inconcluso

Hay cosas que nunca terminan,
pueden darse por finalizadas,
pero están en suspensión
flotando en un plano distinto.

Es una increíble incógnita,
enfrentarse a las personas
- que no confrontarse -
simplemente querer y no saber,
no poder dar, explicar, consensuar.

Y la sin razón se acomoda,
se enraíza y sigue instalada en lo absurdo
con una sombra, cuál mancha en la piel.

No encuentro el camino...
y sé que debe haberlo,
hay más, detrás de cada palabra dicha,
detrás de cada silencio
y solo queda la historia inconclusa,
de un hecho que no sucedió.


Reme Gras.
Derechos reservados.

martes, mayo 09, 2017

Él

Él…
 es mi universo,
me contiene, sin paredes ni techo
es mi cordón umbilical,
lo que me une a la tierra, y me eleva al cielo.
Él…
es el zenit de mi yo más profundo,
mi cuna en mi angustia,
mi puerto seguro,
mi ancla y mi cetro.
Él…
me descubre un mundo nuevo,
 abre mis ojos a la vida,
me despierta, me sacude
resucitándome, cuando agonizo y muero.
Él…
me hace crecer,
me da sabiduría, y no yerro,
saca la persona que oculto…
la que llevo dentro.
Él…
es la luz de mi camino,
aunque escarpado y tortuoso,
es liviano, si tengo cerca su mano.

Solo él…me ata a la vida,

cuando me envuelve en su abrazo.

 Reme Gras.

Derechos reservados.

domingo, mayo 07, 2017

No sé rendirme.

No sé rendirme

Aunque en mis días prevalece el gris,
con diferentes matices.

Juega al escondite conmigo,
ese arcoíris virtual.

Y alguna despistada pincelada,
salpica mi día de verde esperanza,
con pintas de un azul cielo,
y alguna marca de rojo pasión.

Y mi alma  abre los ojos,
que siempre adormece ese gris,
y sostiene una lucha titánica,
entre el negro y el color.

Soy contraria al uniforme que me imponen,
y rasgo la tela, recomienzo,
y mezclo colores y esperanzas
porque… no sé rendirme.


 Reme Gras.

Derechos reservados.

domingo, abril 30, 2017

La nada que me contiene.


Ese cuerpo que me es extraño,
que apenas asemeja un cántaro de barro,
frágil, enjuto, poroso y opaco,
donde no me siento yo.

Tengo la constancia de mi desarraigo,
inútil para la vida,
inservible para la maraña de congéneres,
totalmente obsoleta.

Ya no siento ni tristeza…
solo una certeza solida y constante,
de no ser nada.

Sin piel, ni carne…
ni de mis huesos quedara constancia,
 ya formo parte de la nada que me contiene.


Reme Gras.
Derechos reservados.

domingo, abril 16, 2017

No basta ser fuerte

A veces la vida golpea
¡Tan fuerte!
que te difuminas
como el humo que mueve el viento.

Y eres hoja que arrastra un soplo,
no basta el ancla de tu raíz,
no puedes pensar…
pierdes la vida en cada golpe.

No hay fuerza que te atrape,
te arrastra al abismo de la desesperanza
no tienes donde asirte,
porque además no quieres hacerlo.

Quieres dejarte llevar,
cerrar los ojos,
dejar de llorar, de penar
y fundirte con el viento,
cambiando de materia,
hasta desaparecer.


Reme Gras.
Derechos reservados.

SILOE @ copyrights